Solita le fue tomando cariño al sexo anal

0 visualizaciones
|

Recuerdo nuestras primeras veces en el sexo, era medio tímida y hasta cierto punto me comenzó a dar flojera cogérmela, pues no se animaba a salir de la rutina, no fue sino gracias a los consejos que le pedí que le diera su hermana que me comenzó a sorprender cada día un poco más. Un día le enseñe los placeres de un buen sexo anal, desde entonces y hasta la fecha es adicta, ahora ya ni tan siquiera se lo pido, se volvió una obligación para ella, así como chupármela antes de coger, hoy en día, si cogemos es necesario por lo menos 5 minutos de sexo anal.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *